“La electromovilidad es uno de los ejes prioritarios de nuestro Ministerio de Energía, en el que ya estamos trabajando intensamente. De hecho, uno de los 10 Mega Compromisos adquiridos en la Ruta Energética, 2018-2022, plantea aumentar en 10 veces, al menos, la dotación de vehículos eléctricos durante este Gobierno. A esto se suma que de los siete ejes de dicha ruta, uno de ellos está dedicado exclusivamente al Transporte Eficiente: Energía en movimiento, donde la movilidad eléctrica cumple un rol esencial”, resaltó la ministra de Energía, Susana Jiménez, en su discurso de apertura del “Seminario Electromovilidad, proyección y propuestas para avanzar”.

Según el estudio, a nivel internacional la electromovilidad tiene hoy una baja participación, en torno al 1,1%, pero la Agencia Internacional de Energía proyecta que podría alcanzar entre un 26 y un 32% en 2060.

En ese contexto, la ministra Jiménez resaltó que “el transporte público se convertirá en la punta de lanza de la introducción de la electromovilidad en nuestro país, ya que tiene una suma de virtudes en materia ambiental, eficiencia y alto impacto ciudadano”, a la vez que destacó que “los planes del Ministerio de Transportes son incorporar 200 buses eléctricos en el Transantiago este año, y ya entregó 60 cupos para taxis ejecutivos en la capital, a los que se sumarán también otras regiones”.

Al evento -realizado en el auditorio Edificio Telefónica-, asistieron el director ejecutivo subrogante de la Agencia de Eficiencia Energética, Sebastián Jure;  la gerente general de EBP Chile, Nicola Borregaard,  expertos y representantes del sector productivo y del mundo académico.

La agenda del Ministerio de Energía en electromovilidad

Entre los principales anuncios efectuados por la secretaria de Estado, está la interoperabilidad del sistema de carga, con el fin de facilitar el acceso y conexión de los usuarios de vehículos eléctricos a la red de carga. Esto pretende migrar esta red hacia una infraestructura más homogénea y armonizada, que asegure el libre acceso a los cargadores públicos.

Lo anterior, en el entendido que “como Ministerio de Energía estamos anticipándonos a la masificación de esta tecnología, queremos ser catalizadores y articuladores de este proceso incorporando a todos los actores”, para lo cual se avanzará en distintas líneas de acción.

“A corto plazo, de aquí a diciembre, se introducirá un nuevo documento de declaración de instalaciones eléctricas para cargadores de estos vehículos, lo que nos permitirá comenzar a generar información base. Además, lanzaremos durante este mes una guía de buenas prácticas de electromovilidad dirigida a los tomadores de decisiones”, explicó la ministra.

Además, comentó que se dará inicio a los análisis para establecer la estandarización y normativa de la red de cargadores para vehículos eléctricos livianos y medianos; una normativa de diseño de instalaciones de electrolineras y una propuesta de homologación de cargadores.

Por otro lado, la autoridad puntualizó que “tendremos que dar a conocer la tecnología y sus ventajas a la ciudadanía en general, y a los tomadores de decisiones. Para ello estamos elaborando una plataforma digital que concentre toda la información relevante, como beneficios, experiencias nacionales e internacionales, buenas prácticas, costos y una herramienta de cálculo, que permita ingresar diversas variables en pos de saber bajo qué condiciones conviene optar por un vehículo de estas características”.

Qué trae el proyecto de eficiencia energética en electromovilidad

A nivel internacional, la primera acción recomendada para el fomento de la electromovilidad es la fijación de estándares de eficiencia energética al parque vehicular.

La ministra de Energía explicó en su intervención que en el marco del proyecto de ley de eficiencia energética que está ad-portas de ingresar al Congreso, se incluye la facultad para establecer Estándares de Eficiencia Energética al parque de vehículos motorizados nuevos, livianos, medianos y pesados.

Estos estándares consistirán en metas de rendimiento energético promedio por marca, los cuales podrán ser definidos como kilómetros por litros de gasolina equivalente, y su equivalencia en gramos de CO2 por kilómetro.

Como impulso adicional a la movilidad eléctrica, el proyecto permitirá contar hasta tres veces el rendimiento de cada vehículo eléctrico o híbrido con recarga eléctrica exterior, lo que generará un incentivo importante a los importadores de vehículos a incluir en su mix de ventas vehículos de éstas características.

Adicionalmente, el proyecto de ley facultará al Ministerio de Energía para normar la interoperabilidad del sistema de recarga de vehículos eléctricos, con el fin de facilitar el acceso y conexión de los usuarios de vehículos eléctricos a la red de carga. Esto pretende migrar esta red hacia una infraestructura más homogénea y armonizada, que asegure el libre acceso a los cargadores públicos.

También se está desarrollando un informe técnico con la factibilidad eléctrica a nivel de distribución de los diferentes puntos de las terminales de las líneas de las próximas licitaciones de Transantiago; y un documento con recomendaciones en materia de seguridad e interoperabilidad que deben tener los cargadores e instalaciones para la carga de los buses eléctricos.

Todo esto de cara al uso óptimo de las redes eléctricas y su convivencia con la movilidad eléctrica.

“Como Ministerio de Energía estamos anticipándonos a la masificación de esta tecnología, queremos ser catalizadores y articuladores de este proceso incorporando a todos los actores”, planteó la autoridad.

Fuente: Ministerio de Energía