Bolivia decidió crear un Ministerio de Energía separado del Ministerio de Hidrocarburos, los cuales estaban integrados hasta ahora. La nueva cartera tiene como objetivos crecer en energías alternativas y hacer la transición de la generación de energía de gas a energías renovables.

Luis Alberto Sánchez, Ministro de Hidrocarburos, señaló que fue grande el avance en los dos últimos años en el sector energético, respecto a la gestión realizada durante la época republicana de Bolivia, donde no se había conseguido el desarrollo de las energías renovables, y la generación eléctrica mediante otras fuentes no había sido impulsada, “ahora tenemos más de 60 MW en energías limpias. Hemos desarrollado muchas ingenierías y estudios de identificación en hidroeléctricas, está en ejecución la ampliación de las termoeléctricas y ciclos combinados en Warnes, Entre Ríos y Del Sur. En los dos últimos años hemos avanzado lo que nunca en toda la historia de la República en cuanto a integración energética”.

Por su parte, el nuevo ministro de Energía Rafael Alarcón, sostuvo que “lo que no podemos hacer es dejar de permitirnos un mejor futuro por posiciones radicales”, en alusión al proyecto hidroeléctrico El Bala del cual dijo “vamos a seguir estudiando, socializando”.

En este sentido, aseguró que se seguirá trabajando en los proyectos eólicos, geotérmicos, solares, biomasa, termoeléctricos e hidroeléctricos que existen en el país para “generar excedentes de energía eléctrica, de manera tal que podamos diversificar las fuentes de ingresos para el Estado y explotar los recursos como el litio y la tecnología nuclear”. 

FUENTE: http://www.nexchannel.cl

VER NOTICIA